8 de Febrero de 2018

Programa de Agua Potable Rural: asegurando el derecho a una necesidad básica

  • En los cuatro años de gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet, se ha realizado una fuerte inversión para mejorar la infraestructura de agua potable rural, a través del Programa APR de la Dirección de Obras Hidráulicas del MOP. Hoy son cerca de 41 mil familias que viven en sectores rurales a lo largo de Chile que tienen acceso al vital elemento.

Contar con agua potable hoy en día es una necesidad básica. Por ello que para el gobierno de la Presidenta Bachelet, ha sido de especial preocupación la generación de condiciones para que todos y todas, sin importar donde vivan, tengan acceso al vital elemento tanto para su consumo como para sus actividades productivas de riego y agua para el ganado.

En estos cuatro años, se ha aumentado en más de 50% la construcción de sistemas de Agua Potable Rural, con 195 sistemas gestionados directamente por las comunidades y dando alivio a más de 41 mil familias en el campo. Al finalizar el gobierno se habrá abastecido de agua potable a casi 250 mil personas, es decir, al equivalente de una ciudad como Rancagua.

Y para consolidar y garantizar este esfuerzo, la Presidenta Bachelet celebró en noviembre del año pasado, la Ley de Agua Potable Rural, la cual regula los servicios sanitarios rurales, beneficiando a cerca de un millón 700 mil personas. “Con esta ley garantizamos que los más de 1.700 Sistemas de Agua Potable Rural que existen en nuestro país, y los muchos más que vendrán, continuarán dando sus servicios a cientos de miles de familias a lo largo de Chile”, señaló la Jefa de Estado.

 

¿Qué es el Programa de Agua Potable Rural (APR)?

Este programa, perteneciente a la Dirección de Obras Hidráulicas del Ministerio de Obras Públicas, tiene por misión abastecer de agua potable a localidades rurales, contribuyendo al desarrollo económico y a la integración social del país. Para cumplir con el objetivo, se realiza la inversión necesaria y se realiza asesoría a las organizaciones responsables de la administración, operación y mantenimiento de los sistemas. Además, fomenta la participación de la ciudadanía, para que sea la propia comunidad organizada a través de comités o cooperativas de APR, quienes propongan y luego administren el servicio una vez construido.

► Infórmate más, aquí 

Agua potable en Rofuco Alto

Cecilia Retamal ha vivido más de 30 años en Rofuco Alto, región de Los Ríos. Para su familia y sus vecinos, la espera de largos años por el agua potable terminó gracias al programa APR. “Tener agua potable es un lujo para la gente de campo”, destaca. Mira su testimonio:

Agua en Huentelar

Las familias de las localidades de Huentelar, en la región de la Araucanía hoy cuentan con agua potable en sus propios hogares. César Llancapán señala “esto definitivamente nos cambió la vida por la calidad de agua que estamos tomando, es un gran beneficio“. Conoce los testimonios de las personas beneficiadas en el siguiente video.