22 de Enero de 2018

Defensoría de la Niñez: un hito en la protección de los derechos de nuestros niños y niñas

  • Con la promulgación de la ley que crea la Defensoría de la Niñez, el Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet establece acciones concretas que demuestran su compromiso con la difusión, promoción y protección de los derechos de los niños y niñas que viven en nuestro país.

Por primera vez en la historia, Chile contará con un organismo autónomo de los poderes públicos que protegerá y promoverá los derechos de los niños, niñas y adolescentes que viven en Chile. Esta iniciativa da respuesta a los compromisos internacionales adquiridos por Chile con la ratificación de la Convención sobre Derechos del niño y forma parte, además, de la Política Nacional de Infancia que el Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet ha encabezado durante estos cuatro años es pos de resguardar de manera eficaz la integridad de nuestros niños.

La nueva Defensoría de la Niñez trabajará en tres ámbitos: protección de derechos; promoción y difusión de derechos; y elaboración de estudios sobre derechos de la niñez. Asimismo, contará con un Consejo Consultivo de la Defensoría de la Niñez conformado por representantes de la sociedad civil, de organizaciones de niños y niñas y de las universidades reconocidas y acreditadas por el Estado.

La institución entrará en funciones dentro del plazo legal de cinco meses y estará enmarcado dentro de un sistema integral de protección de la niñez, del que también forma parte la nueva Subsecretaría de la Niñez que el Congreso aprobó recientemente.

► Conoce más de esta iniciativa en el sitio del Consejo Nacional de la Infancia.

 

Un nuevo trato con la niñez

En la promulgación de la ley que crea la Defensoría de la Niñez, este 22 de enero de 2018, la Presidenta Bachelet destacó que con este organismo nos estamos haciendo cargo “de situaciones críticas que hemos vivido y que han afectado a nuestros niños y niñas y que no pueden volver a repetirse”. Además, agregó que la Defensoría tendrá las herramientas y la autonomía necesarias para denunciar trasgresiones a los derechos de los niños ante las instituciones y ante el país.